La Epifanía del Señor

La Epifanía del Señor

Meditación sobre Mateo 2, 1-12

Isaías 60, 1-6; Salmo 72(71), 1-2. 7-8. 10-13; Efesios 3, 2-3. 5-6

Hoy celebramos la Epifanía, la manifestación de Dios como ser humano a los no judíos, a fin de ofrecerles la salvación.

Muchos hebreos del siglo I esperaban con ansias a un Mesías que los librara de la opresión romana y restableciera la nación de Israel. Jesús vino en efecto a salvar a su pueblo, pero no de la opresión política, sino “de sus pecados.”

Los reyes magos fueron los primeros gentiles a los que se manifestó Jesús, el Dios-Hombre. Estos soberanos sabios, que personificaban a toda la humanidad gentil, es decir, no judía, llegaron buscando al “rey de los judíos” y encontraron al ¡Rey del universo! Pero ¿quiénes eran estos reyes magos?

Eran estudiosos interesados en el movimiento de los astros y buscaban el sentido de la vida humana en el universo. Cuando vieron una estrella diferente, quisieron seguirla porque entendieron que significaba algo muy importante: el nacimiento de un rey distinto a los demás. Buscaban al rey de los judíos, pero cuando llegaron a Belén encontraron al Rey de reyes, la Verdad encarnada. Se postraron ante el Niño y lo adoraron: ¡la señal más inequívoca de la sabiduría!

Hoy también, gente de todos los orígenes, razas y condiciones anda buscando la verdad y la vida que residen en Cristo. En efecto, no hay absolutamente nadie, por muy alejado que esté de la verdad, a quien Jesús no quiera manifestarle su amor y su misericordia.

Oremos, pues, por la gente de todas las religiones y culturas para que lleguen a conocer la salvación, la verdad y la plenitud de la vida que Dios les ofrece en Cristo Jesús. Oremos por los que desean conocer la verdad, especialmente los que la buscan en lugares erróneos; pidámosle sabiduría al Señor para ayudar a estas personas con quienes Dios quiere que compartamos su luz y su amor.

Como una vez nos instaba San Juan Pablo II, seamos como la estrella que guía a los demás a la luz de Cristo “para que todas las personas y pueblos que buscan la verdad, la justicia y la paz lleguen a Jesús, el único Salvador del mundo.”

“Gracias, Padre eterno, por revelarnos que tu plan de salvación es para todos, sin excepción.”

Advertisements

About hermanasmisioneras

Hermanas, Misioneras Auxiliares del Sagrado Corazón serviendo el Pueblo de Dios en los Estados Unidos, Puerto Rico, y Venezuela.
This entry was posted in Reflexiones biblica and tagged , , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s