Meditación sobre Mateo 5, 13-16

Ustedes son la sal de la tierra… Ustedes son la luz del mundo. (Mateo 5, 13. 14)

Jesús enseñaba que, así como la sal es un elemento vital para la vida diaria, también el testimonio de Dios que dan los discípulos es vital para el mundo, que necesita adquirir sabor, preservar su integridad espiritual y recibir sanación. Aparte de esto, el Señor añadió que si la sal perdiera su sabor, no serviría para nada; es decir, si el testimonio de vida de sus discípulos no era distinguible del estilo de vida de los paganos, significaba que ellos habrían perdido el sentido de su condición de discípulos y ya no sería válido su anuncio de que en efecto el Reino de Dios había llegado al mundo.

luz - sunriseDel mismo modo, Jesús afirmó que sus fieles eran “la luz del mundo”. La luz espiritual es la revelación de Dios o la llegada del Reino de los cielos. La luz tiene la cualidad propia de iluminar y hacer visibles las cosas, por lo cual, los discípulos tenían el deber dar un testimonio de vida que hiciera claramente visible el Reino en medio de la oscuridad del mundo, como una ciudad en una colina que es visible desde todos lados.

Pero esto no quiere decir que los fieles llamen la atención sobre sí mismos, sino que han de ser como “carteles luminosos” que señalan hacia la presencia del Señor y dan así gloria al Padre.

salt of the earth

Hermano, ¿te parece que en tu conducta eres “sal de la tierra” y “luz del mundo”? Probablemente digas que no, pero lo importante es que trates de serlo, y que hagas algo para lograrlo, como profundizar tu oración, estudiar más la Sagrada Escritura, recibir asiduamente los sacramentos, especialmente la Eucaristía y la Confesión, y hablar del Señor con tus familiares y conocidos. Aunque no te parezca que lo haces, así estarás dando sabor e iluminando tu propia vida y la de los demás.

“Padre celestial, dame la fuerza del Espíritu Santo para propagar tu Reino y ayúdame a vivir de tal modo que yo sepa dar a conocer la manifestación de tu divina presencia.”

Isaías 58, 7-10; Salmo 111, 4-9; 1 Corintios 2, 1-5

Advertisements

About hermanasmisioneras

Hermanas, Misioneras Auxiliares del Sagrado Corazón serviendo el Pueblo de Dios en los Estados Unidos, Puerto Rico, y Venezuela.
This entry was posted in Reflexiones biblica and tagged , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s